¿Quién se casó con Sofía Troubetzkoy?

Carlos Augusto de Morny se casó con Sofía Troubetzkoy .

José Isidro Osorio y Silva-Bazán se casó con Sofía Troubetzkoy .

Sofía Troubetzkoy

Sofía Troubetzkoy

Sofía Sergeïevna Troubetzkoy o Trubetskói (Moscú, 25 de marzo de 1838 - Madrid, 27 de julio de 1898) fue una princesa de origen ruso que desempeñó junto a su segundo marido, José Osorio y Silva, XVII marqués de Alcañices un importante papel en la Restauración borbónica que permitió reinar a Alfonso XII de España.

Fue dama de la Orden de las Damas Nobles de la Reina María Luisa y estuvo considerada como una de las mujeres más bellas y elegantes de la Europa del siglo XIX. Además, se le considera la introductora en España del árbol de Navidad.

 Leer más...
 
Wedding Rings

Carlos Augusto de Morny

Carlos Augusto de Morny

Carlos Augusto Luis José Demorny (en francés Charles Auguste Louis Joseph Demorny), más conocido como el duque de Morny (San Mauricio, 15 de septiembre de 1811-París, 10 de marzo de 1865), fue un aristócrata, político y financiero francés que desempeñó el cargo de embajador de Francia en San Petersburgo.

Fue hijo natural de Hortensia de Beauharnais (mujer de Luis Bonaparte y reina de Holanda) y de Auguste-Charles-Joseph de Flahaut, y por ello medio hermano de Napoleón III.

 Leer más...
 

Sofía Troubetzkoy

Sofía Troubetzkoy
 
Wedding Rings

José Isidro Osorio y Silva-Bazán

José Isidro Osorio y Silva-Bazán

José Osorio y Silva (Madrid, 4 de abril de 1825 - Madrid, 30 de diciembre de 1909), XVII marqués de Alcañices y grande de España, también conocido por el título de duque de Sesto que llevó en vida de su padre y familiarmente como Pepe Osorio o Pepe Alcañices, fue un aristócrata, político y militar español, destacado por el papel que jugó en la Restauración borbónica que tuvo como desenlace el ascenso al trono de Alfonso XII, empresa en la que gastó gran parte de su fortuna familiar. Fue jefe y representante de las casas de Alcañices, Alburquerque y los Balbases, reuniendo en su persona dieciséis títulos nobiliarios y cuatro Grandezas.

De fuertes convicciones monárquicas, heredadas de la educación y tradición familiar, puso a disposición de la familia Real española su residencia de Deauville (Francia) durante su exilio, y costeó los gastos que supuso el retiro. Alfonso XII lo quiso como a un padre, y fue durante toda la vida su mejor amigo y su consejero más cercano.[2]​ También fue mentor y educador del príncipe Alfonso, y junto a su mujer, la princesa rusa Sofía Troubetzkoy, desarrolló socialmente la restauración acercando a la nobleza española a su causa, mientras que su amigo Antonio Cánovas del Castillo lo hacía políticamente.

Considerado uno de los mejores alcaldes de Madrid, convenció a Isabel II para que abdicase en favor de su hijo Alfonso, como única vía para restablecer la monarquía, siendo el primero en firmar el documento. Su participación en ello fue tal, que la reina le dijo a su hijo: «Alfonso, dale la mano a Pepe, que ha conseguido hacerte Rey».[2]​ A la muerte de este en 1885, cayó en desgracia frente a su viuda, la reina María Cristina de Habsburgo-Lorena, por lo que se alejó de la corte y durante los últimos años de su vida retomó la política y se dedicó a negocios empresariales y a viajar por Europa en compañía de su esposa.

Falleció el 30 de diciembre de 1909, el mismo día en que se cumplían treinta y cinco años del inicio de la Restauración borbónica por la que tanto luchó, a consecuencia de una pulmonía en su palacete del paseo de Recoletos a los 84 años sin sucesión, nombrando como su heredero a su sobrino Miguel Osorio y Martos.

 Leer más...